Así es la lucha de los enfermeros en medio del colapso sanitario

En medio de una pandemia que no cesa, contando cientos de casos diarios y con un registro de más de 50 muertes, el trabajo de los enfermeros es sumamente fundamental.

Crecen los contagios y la preocupación. La incertidumbre de cómo se afrontará un brote sigue en aumento y el cansancio de los profesionales de la salud no da tregua.

Esta problemática alerta a nivel nacional, provincial y local. En Bahía Blanca los hospitales están en alerta máxima y algunos han optado por trasladar pacientes de un nosocomio a otro ante la falta de disponibilidad.

El recurso humano no es menor. Frente al cansancio, las horas de actividad, el debilitamiento emocional y la sensación de estar desprotegidos, quienes trabajan en primera línea de batalla se contagian. Esto significa que empieza a faltar personal y los que permanecen sin contraer el virus, tienen que dar el doble de su fuerza de trabajo.

La remuneración es baja y los espacios son insalubres. Con frecuencia los enfermeros ven cómo disminuye el poder adquisitivo de sus sueldos obligándolos a tener más de un empleo o a trabajar en distintos hospitales para tener cierta tranquilidad económica.

Además, las condiciones de trabajo no son óptimas debido a que muchos profesionales trabajan en lugares muy pequeños, sin posibilidad de distanciarse, sin elementos propios y a veces hasta sin un espacio para higienizarse. Esto sumado al contexto de pandemia solo termina por debilitar el sistema sanitario.

Estas y un sinfín de razones más, son las que motivan al personal sanitario a realizar una protesta el próximo lunes 21 de septiembre en conmemoración del Día de la Sanidad.

Ellos son los protagonistas en este momento y ante un reclamo de años, necesitan ser escuchados.

Dejá tu comentario

Más en esta sección

Últimas noticias

Todavía no leiste

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp