Canal Siete
viernes 14 de junio
administración pública

Arrancan las auditorías y detectan ingresos irregulares de hasta 3000 personas en algunos ministerios

En el Gobierno de Javier Milei creen que las auditorías sobre la planta de empleados de cada uno de los ministerios, secretarias y dependencias de la Administración Pública Nacional podrían estar listas para la última semana de diciembre. El plan de reducción del personal estatal que plantean en La Libertad Avanza tiene diferentes etapas y un objetivo claro: eliminar todo empleado que no sea esencial o cumpla una actividad relevante para la función del Estado Nacional.

De esta manera, y mientras se aguarda por el resultado de la radiografía de la estructura estatal, en el Gobierno adelantan que todos los contratos de planta permanente que venzan el próximo 31 de diciembre no serán renovados (en su gran mayoría) y que con la obligatoriedad de la presencialidad en los puestos de trabajos se reducirá, de aquí a marzo, un 10% la planta del Estado. “Muchos que cobran un sueldo tienen otros trabajos y no vienen, con esta vamos a conseguir una reducción inicial”.

Actualmente, la Administración Pública Nacional tiene unos casi 400 mil empleados, por lo que se espera reducir en 30 mil esta planta con la medida de presencialidad y otra importante reducción se producirá a partir de la no renovación de contratos. El número total todavía se mantiene en reserva hasta tanto se culminen las auditorias.

Recorte en el Estado: no renovarán los contratos que venzan en diciembre y tienen en la mira 30 mil empleados

El plan de reducción estatal es coordinado por la jefatura de Gabinete que conduce Nicolás Posse, y en el proceso interviene Federico Sturzenegger, que de hecho estuvo reunido el martes en la segunda de las reuniones de gabinete.

El Gobierno de Javier Milei pone particularmente la mira en las contrataciones y nombramientos que se produjeron luego de que el Gobierno emitió el decreto 426/2022, que prohibía la contratación de nuevos empleados en el Estado. La medida -salvo contadas excepciones- regía hasta el31 de diciembre de 2023, pero los equipos técnicos libertarios sostienen que no se cumplió.

Una vez que las autoridades de Gobierno conozcan el cuadro de situación, llegará una siguiente etapa que consiste en ofrecer retiros voluntarios, las intimidaciones a quienes estén en situación irregular y la posible judicialización de numerosos casos.

El principal desafío para la gestión de Milei en esta cuestión es definir qué harán con los empleados de los ministerios que dejarán de existir y no se convertirán ni siquiera en Secretaría. Un ejemplo de esto es el de las Mujeres, Géneros y Diversidad. La ley de empleo público marca que cuando un organismo del Estado, como esta cartera, se da de baja, esos empleados quedan a disposición de otros organismos por un periodo de seis meses y hasta 2 años. Si ninguna otra dependencia reclamara sus servicios, se les debe pagar una indemnización.

Si la auditoría marca que existen irregularidades, como que pase a planta permanente de personas que no fueron a concurso público o falta de asistencia al puesto de trabajo, en ese caso surgirá la figura de exoneración, es decir, el Estado no paga ninguna indemnización. En el caso de la planta política, con un decreto podrían llegar a eliminarse estos cargos. (TN)

Participá de nuestra comunidad
Todavía no leíste
Últimas noticias

Los comentarios publicados en canalsiete.com.ar podrán ser reproducidos total o parcialmente en la pantalla de TV, como así también las imágenes de sus autores.