hollywood

Cumple 62 años Hugh Grant, el galán que se jugó la carrera por un escándalo sexual

En 1994 fue detenido por policías de Los Ángeles que lo sorprendieron teniendo sexo oral con una prostituta en un auto. Curiosamente, y pese al escándalo, su carrera se disparó y su popularidad creció.

Aunque a los 22 comenzó su carrera en el cine, Hugh Grant se hizo mundialmente famoso 12 años después, cuando protagonizó Cuatro bodas y un funeral, una comedia romántica británica en la que él era el galán. Sin embargo, aquel exitoso 1994 fue el preludio de un año que lo tendría igualmente exitoso pero impensadamente preso por un escándalo sexual en las calles de Los Ángeles.

Nacido en Londres el 9 de septiembre de 1960, este comediante inglés que cumple 62 años vivió en carne propia en 1995 todo el protocolo que es común ver en las películas: la policía que sorprende a una persona cometiendo un delito y lo lleva preso. Y después, además de papeleríos judiciales, la foto más cruel: el reo posando con el cartelito a la altura de su pecho en el que se ven los datos de la ficha policial y la fecha del acontecimiento.

Fue el 27 de junio de 1995 cuando Hugh Grant se encontraba en un auto estacionado en el Sunset Boulevard de Los Ángeles, una de las calles más famosas y transitadas de la ciudad californiana, pero no estaba solo: lo acompañaba una prostituta que le estaba practicando sexo oral en el momento en que un par de agentes de la policía los iluminaron con una linterna y los hicieron bajar del vehículo.

Seguramente, la peor foto de la vida de Hugh Grant: preso, con cara de resaca por haber estado alcoholizado, y con el cartel con su ficha policial. Pese a esto, tras el incidente con la prostituta, su carrera y popularidad crecieron.
Seguramente, la peor foto de la vida de Hugh Grant: preso, con cara de resaca por haber estado alcoholizado, y con el cartel con su ficha policial. Pese a esto, tras el incidente con la prostituta, su carrera y popularidad crecieron.

Cualquier persona que pasara por una situación similar, habría tenido el mismo destino. Pero que haya sido una de las figuras del cine del momento, mandó al tema derecho a las primeras planas de los diarios. No había redes sociales pero, igualmente, la imagen se globalizó enseguida.

Hugh Grant: del escándalo sexual a la cima del éxito

El escándalo sexual en el que Grant se vio involucrado fue total. No sólo había sido sorprendido teniendo sexo en la vía pública sino que, además, era con una prostituta, lo cual para la sociedad vulgarizaba aún más la situación. Y, como si fuera poco, Hugh Grant era de esos galanes que enternecían a todos y a todas por sus actitudes, comenzando por su consolidado noviazgo con la actriz Liz Hurley.

El incidente sexual ocurrió unas semanas antes del estreno mundial de la que sería una de las películas más taquilleras del año: Nueve meses, la historia de un hombre joven, atractivo, con muy buen pasar económico, cuya novia queda embarazada y, entonces, su futura paternidad lo desespera y siente el pánico de tener que asumir la responsabilidad.

Si bien en la ficción no se ve involucrado con ninguna prostituta, la trama de ese filme no es un dato menor, porque años después el propio Grant dijo que el escándalo sexual que lo llevó a la cárcel tuvo que ver con la película: “Todo el mundo era brillante, pero mi actuación era tan atroz que me dejó mentalmente mal”, dijo el actor.

Según sus palabras, después de ver la avant premiere, fue a una comida con todo su desencanto a cuestas. Bebió de más y “una cosa llevó a la otra”: “Estaba decepcionado conmigo mismo, no sé qué me pasó”.

En realidad, lo que no sabe es por qué le pasó. Pero, efectivamente, sí sabe qué paso, dado que fue público y lo llevó a ser condenado a dos años con el beneficio de la libertad condicional, además de pagar una multa de 1000 dólares y tener que asistir a un seminario de concientización sobre el VIH.

Unos días después, el galán de la sonrisa compradora fue a uno de los programas más vistos de la TV norteamericana, The Tonight Show, conducido por Jay Leno, en donde se disculpó no solo con su público sino también con su amada novia, Liz Hurley. El rating del programa trepó tan alto como el del propio Hugh Grant, quien recuperó su carisma y su popularidad.

Divine Brown, la prostituta con la que fue descubierto Hugh Grant, se estima que ganó un millón y medio de dólares en entrevistas luego del escándalo sexual con el actor.
Divine Brown, la prostituta con la que fue descubierto Hugh Grant, se estima que ganó un millón y medio de dólares en entrevistas luego del escándalo sexual con el actor.

Desde entonces, su carrera siguió en ascenso, no sólo con otros grandes éxitos como Mickey ojos azulesEl diario de Brigit Jones y, especialmente, Un lugar llamado Notting Hill, donde junto a Julia Roberts compusieron una pareja que fue un éxito arrollador.

Nadie olvidaba el escándalo sexual, pero lejos de condenarlo, la mala experiencia se había convertido en una buena anécdota. Incluyendo a la prostituta, conocida como Divine Brown, aunque con los años dejó de presentarse por su nombre de trabajo para revelar su verdadera identidad: Stella Thompson.

Y Stella siempre habló con afecto de Hugh Grant cada vez que le preguntaron por él. No es para menos: se estima que ganó cerca de un millón y medio de dólares en entrevistas periodísticas para recordar aquel incidente en el auto que también llevó a ella a la cárcel.

Finalmente, la relación con Elizabeth Hurley ser terminó en 2000 después de 13 años de haber estado en pareja. Hugh Grant se casó en 2018 con la productora de televisión sueca Anna Elisabet Eberstein, quien a su vez es la madre de tres de sus cinco hijos. Los dos restantes los tuvo con Tinglan Hong, una recepcionista en un restaurante chino en Londres. Se calcula que la fortuna del galán británico ronda los 150 millones de dólares.

Fuente: TN

Participá de nuestra comunidad
Todavía no leíste
Últimas noticias

Los comentarios publicados en canalsiete.com.ar podrán ser reproducidos total o parcialmente en la pantalla de TV, como así también las imágenes de sus autores.