En época de emergencia, así trabajan en la sala de partos en el Hospital Penna

La Sala de partos del Hospital Penna en Bahía Blanca, está momentáneamente desde hace unos meses en refacciones y el lugar que les han brindado no es el más cómodo para aquellas mujeres que llegan para tener familia.

En las últimas horas se difundió un video en el que mencionan las condiciones de hacinamiento absoluto en la que trabajan los médicos y enfermeros del lugar. Sin ventilación (no hay ventanas), sin agua caliente y según mencionan fuentes cercanas, no habría una solución inmediata. Lo que más le preocupa es que en época de posible contagio de COVID-19, no se están fijando en las embarazadas ni tampoco en los profesionales.

Bajo la gestión anterior mencionaron que la obra que se iba hacer en 60 días, pero aún pasó más tiempo y no hay concreciones. En lo estrictamente laboral, no tiene ni siquiera luz especial de quirófano y usan una lámpara común. Además hasta ayer solo disponían de 4 barbijos, para un equipo que es rotativo en el que trabajan por turnos dos enfermeras, dos residentes, dos parteras aproximadamente.

“Nosotros estamos trabajando en un lugar donde el contagio en inevitable. Lamentablemente estamos expuestos a infectar a pacientes y nuestras familias. Todos queremos trabajar pero no en estas condiciones”. sostuvo un profesional.

Hicieron el reclamo a las autoridades con un escrito virtual, pero aún no recibieron respuestas.


+ sobre este tema


Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp