El conjunto europeo dio la sorpresa y superó al último campeón por 89 a 79.

Argentina ya conoce a su próximo rival: tendrá enfrente a Francia el viernes desde las 9 en las semifinales del Mundial de básquet. El envión anímico con el que llega el equipo nacional chocará con las ambiciones del seleccionado francés, que venció sorpresivamente a los Estados Unidos, último campeón mundial y olímpico, por 89 a 79 en los cuartos de final.

Sergio Hernández tomó apuntes de las fortalezas de Francia: el DT argentino estuvo presente en el estadio analizando a su próximo rival. Australia y República Checha jugarán el último cruce de cuartos de final y el ganador se medirá con España.

Se trata ésta de la tercera mejor actuación argentina en un Mundial luego del segundo puesto obtenido en Indianápolis 2002 y el título logrado en la primera edición que albergó en 1950.