Retroceso a fase 3: la desazón de comerciantes de volver a cerrar

Hace poco menos de un mes, y trás múltiples marchas y reclamos, los comerciantes de calzado e indumentaria de Bahía Blanca habían logrado obtener la autorización para poder abrir sus negocios con estrictos protocolos.

Sin embargo, un retroceso de fase provoca que la ilusión por empezar a recuperar las pérdidas, se destruya en pocas horas. “Nos costó mucho volver a abrir y ahora tenemos que cerrar”, lamenta entre lágrimas Ruth, empleada de una tienda de ropa para niños.

Y es que la idea de permanecer en fase 4, creó una esperanza en los sobrevivientes de las primeras etapas de la cuarentena, que ahora se ve en “jaque” por la incertidumbre y la suma de contagios.

La angustia y el enojo van de la mano, ante un panorama económico difícil de resolver. “Por unos pocos terminamos pagando todos”, dicen entre los comerciantes.

La cuarentena por el coronavirus en Bahía, lleva un saldo de más de 15 comercios cerrados por la incapacidad de sostener los costos sin percibir ingresos. En su mayoria, pertenecientes al rubro de indumentaria y calzado.

Los carteles con la leyenda “Se Alquila” o “Se vende” copan las vidrieras céntricas y anuncia tiempos complejos de resistir.

+ sobre este tema


Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp